sábado, 27 de septiembre de 2008

Etapa 7: Sahagun - León (57 km)

Otra etapa marcada por las interminables rectas en medio de la nada. A 4.5 km de Sahagun está Calzada del Coto. Ahí el camino se bifurca en 2 durante unos 30 km. Se puede elegir entre seguir por asfalto y ver pueblos cada 5-8 km o ir por la calzada romana por un paisaje mucho más solitario. Nosotros como intentamos seguir el camino tradicional cogimos por la calzada romana. Fueron unos 35 km de pista de tierra y piedras con sólo un pueblo en el medio. Poco interés aparte de contemplar una vez más la inmensidad de la llanura castellana y una oportunidad para pensar y encontrarse a uno mismo en la soledad.
Ya en León nos hemos alojado en un albergue de la zona vieja llamado Santa María de Carbajal. Es regentado por religiosas y ello se nota en detalles como que hay salas separadas para hombres y mujeres. En general es muy austero (ni siquiera hay almohadas, los colchones son malísimos y tampoco hay ni cocina ni microondas) pero al menos dan de desayunar y el precio es la voluntad.
Antes de comer paseo por el centro histórico de León. Ya había estado pero hoy con un día soleado me pareció especialmente bonito. Mención aparte merece la catedral cuyo interior me dejó literalmente extasiado. Increíbles vidrieras resplandecientes por el soleado día rivalizaban en belleza con la música del órgano tocado en directo. Todo ello junto con una perfecta iluminación creaba una atmósfera casi mística que hacia sentirte como en una película de espada y brujería.
Mañana última jornada que parece fácil por el perfil. El lunes será la mítica Cruz de Ferro y el martes el inhumano Cebreiro. Espero que estos días de entrenamiento den sus frutos.
PD.: ya que los días anteriores tuve mala cobertura y no pude enviar fotos aunque no es de hoy adjunto la de la cumbre de la cruz de madera que tan dura se me hizo

2 comentarios:

Emilio dijo...

Ayer escribías:"Pena porque mañana ya llegamos a León y es el primer punto que conozco. Eso hace que sienta como que hoy comienza a terminarse esta aventura".
Ves como la aventura no se termina. La catedral de León es la misma pero tú y tu percepción han cambiado.
Todavía os quedan muchas sensaciones que sentir.
Buenas noches y buen camino peregrinos.

silvia dijo...

Como siempre, aquí me tienes leyendo la crónica de tu viaje, lo cuentas tan bien que consigues hacerme partícipe de tus vivencias.

Muchos ánimos para las etapas duras.